POLÍTICA DE GARANTÍAS

INFORMACIÓN GENERAL:

Aunque Siabyte medie con el cliente y lo asesore para la tramitación de la garantía de un producto, la competencia de la cobertura de garantía y gestión de sus trámites es principalmente del fabricante en cuestión, es quien determina realmente todo tipo de condiciones y requisitos para realizar dicho trámite. Con carácter general, los productos tienen un plazo de garantía de 3 años desde la fecha de facturación (en compras efectuadas a partir del 01/01/2022, para compras anteriores la garantía es de 2 años). Los trámites de garantía pueden realizarse básicamente a través de 2 vías según determine única y exclusivamente el fabricante. Puede ser a través de Siabyte.com o directamente con el fabricante (y en ocasiones deja elegir, siendo obviamente la mejor elección tramitar directamente con el fabricante ya que ahorra tiempo en el proceso). En los casos de gestión directa con el fabricante, Siabyte se compromete a facilitar al cliente la información y/o documentación necesaria para realizar el dicho trámite.

Además de estos 3 años como mínimo que se establecen por ley en España, puede haber excepciones en las cuales el correspondiente fabricante del producto ofrezca un tiempo de garantía extra. Por supuesto en estos casos, aunque el fabricante estipule que el tipo de producto en cuestión se tramita a través del comercio (Siabyte), si se encuentra en periodo de "garantía extra", este se tramitará a través del fabricante, sin excepción.

Para todo tipo de solicitudes de garantía, se tramiten como se tramiten, es estrictamente necesario presentar la factura de compra para poder verificar la fecha exacta de la compra. Entre otros motivos, para evitar intentos de fraude, en ningún caso se aceptarán otro tipo de documentos (capturas de pedido, emails o similares) como válidos para el trámite de la correspondiente garantía, única y exclusivamente se acepta la FACTURA, y por supuesto en ningún caso ni Siabyte ni el correspondiente fabricante se hacen responsables de cubrir ni gestionar ninguna garantía si no se obtiene la factura correspondiente.

Si no se dispone de dicho documento, por supuesto Siabyte se compromete a intentar facilitar al cliente una copia de la factura para poder realizar dicho trámite, pero en ningún momento Siabyte se hace responsable sobre esta situación ni garantiza en absoluto el poder ofrecer dicha ayuda, ya que existen motivos ajenos por los cuales no podríamos tener acceso a dichos documentos. Por todo lo anterior, Siabyte aconseja que el cliente sea responsable con este asunto y tenga siempre localizados estos documentos, insistimos en que ni estamos obligados ni podemos garantizar copias de las facturas.

Según circunstancias estacionales, de producción, etc, estos trámites suelen tener una duración máxima de 30 o 40 días naturales, aunque no es lo habitual, normalmente quedan resueltos en unos 15 días naturales, aproximadamente. Informamos de esto ya que no depende de Siabyte y por ello no podemos garantizar bajo ninguna circunstancia un tiempo máximo de resolución.


COMO TRAMITAR LA GARANTÍA DE UN PRODUCTO:

Para solicitar un trámite de garantía de un producto, el cliente debe solicitarlo a Siabyte por cualquiera de sus canales de comunicación. Tras establecer contacto, Siabyte facilitará al cliente la información oportuna para empezar dicho trámite, así como la documentación necesaria e instrucciones para poder preparar el paquete que posteriormente la agencia de transporte pasará a recoger donde indique el cliente. Dicha agencia de transporte no solicitará ningún tipo de coste al cliente, en este primer momento, corre a cargo de Siabyte.

Los productos sobre los cuales se quiera solicitar una garantía, pasarán un control exhaustivo al llegar a Siabyte o a su correspondiente fabricante. Es obvio que pueden apreciarse signos de desgaste y no hay problema por ello, pero si en algún momento el técnico que hace la revisión del producto detecta claramente que hay algún tipo de manipulación en el producto (la cual no permita el fabricante, dichas condiciones las estipula el fabricante y el no conocerlas no exime al cliente de su cumplimiento), o que ha sufrido un golpe considerable el cual ha podido causar daños físicos y situaciones por el estilo, se rechazará rotundamente la cobertura de la garantía y se informará al cliente, dando la opción de recuperar el producto en el mismo estado pagando los correspondientes costes (transportes de ida, vuelta, así como el diagnóstico técnico u otros costes adicionales que se puedan ocasionar por el trámite), o del presupuesto de reparación correspondiente, añadiendo obviamente el coste de los portes de transporte tanto de ida, como de vuelta.

Esto mismo puede ocurrir con problemas de software. Insistimos en que ni Siabyte ni NINGÚN FABRICANTE OFRECE NINGÚN TIPO DE GARANTÍA A PRODUCTOS CON PROBLEMAS OCASIONADOS POR SOFTWARE. Aprovechamos para comunicar que "por norma" nada mas recibir un dispositivo el cual dispone de un sistema operativo o cualquier tipo de software incluido, lo primero que se hace es reestablecer el sistema a "estado de fábrica", y si tras finalizar dicho proceso se soluciona el problema, es obvio que el problema no era de hardware, sino de software, por lo que directamente se rechaza la garantía. Por desgracia esto ocurre bastante a menudo, algunos clientes que bajo su criterio afirman que el problema es de hardware y envían sus dispositivos como equipos portátiles, smartphones, etc, llevándose después la desafortunada sorpresa de que no hay un problema físico, sino de software, siendo muy frustrante para el cliente por el correspondiente desembolso económico (todo tipo de gastos ocasionados en el trámite, como se citó anteriormente), por ello Siabyte recomienda encarecidamente que si se trata de dispositivos que incluyen un sistema operativo o cualquier tipo de software, antes de solicitar un trámite de garantía se tengan en cuenta los siguientes puntos:

1. Realizar una copia de todos los datos de usuario y archivos personales que se quieran conservar, ya que de una forma u otra es muy probable que durante la revisión del producto, se pierdan (restablecimiento a estado de fábrica, cambios de disco duro, etc).

2. Reestablecer el dispositivo a estado de fábrica.

3. Comprobar si existen actualizaciones del sistema y aplicarlas.

4. Buscar en la red si posiblemente la versión del sistema instalada está causando problemas en dicho momento por algún fallo de dicha versión, ya que en tal caso suelen existir formas de solucionar el problema aunque sea de forma temporal, ya que es habitual que una futura actualización de solución al problema de forma definitiva.

Una vez realizados todos estos puntos, es prácticamente imposible que el problema sea de software, por tanto estaremos bastante seguros de que el problema es de hardware, estando mas tranquilos a la hora de realizar el trámite de garantía. Por supuesto esto no garantiza al 100% la probabilidad de que sea un problema de hardware, ya que puede haber pequeños detalles en el software que no se puedan detectar y realmente sean los causantes del problema, los cuales finalmente provocarían igualmente el rechazo de la garantía. Por supuesto recalcamos que Siabyte solo intenta ofrecer un protocolo de ayuda para intentar determinar con mas eficacia un diagnóstico del estado del producto para así evitar "costes indeseados", pero al no ser una ciencia precisa al 100%, por supuesto Siabyte no se hace en absoluto responsable de resultados insatisfactorios aun llevando a cabo tales consejos.

POSIBLES SOLUCIONES A LA GARANTÍA DE UN PRODUCTO:

Si finalmente se diagnostica que el problema es de hardware, el trámite seguirá su curso y el fabricante decidirá si es viable reparar el producto o si por otros motivos ofrece otra unidad por sustitución. Si por determinados motivos de producción, descatalogación, etc, no dispone de exactamente el mismo producto, el fabricante tiene la opción de ofrecer otro de similares o mejores prestaciones, pero por supuesto no está obligado a ello, ya que por determinados motivos el fabricante podrá ofrecer un abono, que por supuesto será de la cantidad exacta que se pagó en su momento, sin importar que la fluctuación del mercado haya provocado que el precio del producto en tal momento sea superior o inferior. Este abono se escala hacia el cliente (fabricante > mayorista > comercio > cliente), pagando Siabyte al cliente única y exclusivamente el total del producto según aparezca en la factura de compra, quedando exentos los gastos de transporte, ya que desde el fabricante el abono se escala de la misma manera.

Como citábamos anteriormente, por diversas condiciones de producción, repuestos etc, el fabricante puede decidir si repara el producto o si lo sustituye por otro igual, de similares o superiores características, enviando entonces "el producto decidido" a portes pagados hasta el cliente final de forma escalada.

Recalcar que en determinadas ocasiones en las cuales el fabricante tenga ciertas dificultades para proceder con el trámite, los mayoristas correspondientes pueden ofrecer a Siabyte distintas opciones para que a su vez Siabyte pueda ofrecer al cliente un producto igual, de similares o mejores características  técnicas con la finalidad de garantizar al cliente un producto funcional como mínimo durante el periodo de garantía restante, tal como está indicado en la Ley. Esto conlleva tener en cuenta algunos detalles:
- El producto puede ser nuevo o reacondicionado, siempre y cuando haya pasado un completo test de rendimiento para garantizar que aunque no sea un producto 100% nuevo que "desprecinta" el cliente, el producto es completamente funcional para su cometido. Este último caso puede conllevar (como producto reacondicionado que es) que falte algún accesorio "menor" (no vital para su funcionamiento, como un manual, un DVD con drivers y similares, los cuales no afectan para nada al funcionamiento vital del producto), que no lleve el embalaje original o lo tenga un poco dañado y similares. Aprovechar para dejar constar que un producto reacondicionado proviene o bien por devoluciones en periodo de desistimiento (la gran mayoría de casos, en los cuales el producto está "perfecto") o por unidades con muy poco uso que el fabricante acaba de reparar, garantizando por supuesto la completa funcionabilidad del producto como hemos comentado anteriormente.
- El producto puede ser de distinta marca.
- Independientemente de la marca, siempre será del mismo modelo "base" que el producto original. Esto puede ocasionar que el producto ofrecido sea muy mínimamente inferior al original. Suponiendo que dicho cambio no supone un cambio práctico apreciable en el rendimiento del producto, se entiende que dicho producto de sustitución puede cumplir perfectamente las funciones del producto original a su mismo "nivel". Normalmente se intenta que estos cambios sean "a mejor", y es mas habitual recibir una versión del producto "superior", aunque sea inapreciable, pero superior... pero insistimos, si por el contrario resulta un cambio "a menos", Siabyte no es responsable de ello. Un claro y habitual ejemplo de estas posibles situaciones lo vemos en las "Tarjetas gráficas", dado que existen cientos de versiones distintas de un mismo "modelo base" en las cuales se diferencian unas de otras por apenas unos pocos MHz de frecuencia, por ejemplo, y es muy difícil hacer que "cuadren los números" cuando se trata de 2 modelos distintos por muy similares que sean. Esto se aplica en general a todo tipo de componentes ya que en mayor o menor medida este problema está presente de la misma forma.
- Salvo excepciones indicadas por el mayorista o fabricante, por norma general en ningún caso se ampliará la fecha de garantía a partir de dicho momento. Se realizará una factura rectificativa para reflejar el cambio y en dicho documento se indicará la fecha de garantía original y su correspondiente vigencia.

Si no entienden algunos de estos conceptos, pueden contactar con nosotros para aclarar cualquiera de sus dudas, estaremos encantados de atenderle.